Venezuela reitera su apoyo a Nicaragua en Consejo de DDHH de la ONU

Este martes, el viceministro para Temas Multilaterales del Ministerio del Poder Popular para Relaciones Exteriores, Alexander Yánez, en nombre del Gobierno Bolivariano ratificó su apoyo irrestricto a la República de Nicaragua después que la Alta Comisionada de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Michelle Bachelet, presentara un informe carente de objetividad e imparcialidad sobre la realidad en el país centroamericano.

Las declaraciones fueron realizadas en el marco de la 42° Sesión del Consejo de Derechos Humanos de la organización internacional, en Ginebra.

Al respecto, el diplomático venezolano dijo que Nicaragua es un emblema de paz y democracia en Centroamérica y el mundo; agregó además que el presidente Daniel Ortega ha demostrado que la justicia social es posible aun padeciendo las secuelas de una dictadura como la de Anastasio Somoza y la dominación foránea de una potencia intervencionista y neocolonialista”.

Con relación a las acusaciones de violación de derechos humanos y represión civil apuntadas en el informe, el viceministro para Temas Multilaterales reiteró que el gobierno nicaragüense ha dado demostraciones categóricas de su talante democrático y de su lucha por la defensa de los derechos humanos.

Señaló que a pesar de los intentos de sectores antidemocráticos, violentos y terroristas “Este país ha logrado que se mantenga la paz, se fortalezca la democracia y se continúe en la ruta hacia la justicia social y el crecimiento económico(…) El turismo se ha incrementado y la seguridad ciudadana se ha fortalecido, es el país más seguro de Centroamérica y el quinto país del mundo en igualdad de género”.

Nicaragua denuncia informe de Alta Comisionada de DDHH de la ONU

El viceministro de Asuntos Exteriores de Nicaragua, Valdrack Jaentschke, cuestionó la falta de rigor metodológico en la elaboración del informe, el cual minimiza las acciones criminales tendientes a romper el orden constitucional y las califica como protestas pacíficas.

“Repiten, sin verificar, noticias falsas contra el Estado de Nicaragua, haciendo señalamientos con ligereza, como el supuesto uso desproporcionado de la fuerza, ejecuciones extrajudiciales, torturas y violaciones en los centros de detención, entre otros. Lo cual no es cierto”, rechazó Jaentschke.

Con respecto a estos acontecimientos, el diplomático nicaragüense resaltó que en el documento se omite deliberadamente información sobre actos de terrorismo, asesinatos, torturas, secuestros, robos, incendios, extorsiones y otros delitos de crimen organizado con la utilización de armas de todo tipo − incluyendo armas de guerra-, perpetrados por los manifestantes pacíficos.

Agregó que también “se hacen afirmaciones subjetivas sin ningún fundamento, al pretender cuestionar la independencia, legitimidad y legalidad del Poder Legislativo, electo por sufragio universal” para tratar de desmeritar su autoridad constitucional en materia de aprobación de ley.